Nuestras impresiones tras jugar a FIFA 19

El pasado 18 de julio, tuvo lugar en el Wanda Metropolitano, el estadio del Atlético de Madrid, el Producer Tour de FIFA 19, presentación oficial aquí en España del próximo juego de EA Sports por parte de sus desarrolladores.

Durante el evento, al cual tuvimos el privilegio de asistir, se presentaron varias de las nuevas características jugables, así como de los nuevos modos de juego que habrá tanto en FIFA 19 como en Ultimate Team (de esto último no podemos hablar hasta el próximo 4 de agosto). Y, del mismo modo, pudimos jugar a una versión working progress del título durante varias horas.

Así, debido a que las novedades más importantes se anunciaron hace un mes, aquí queremos daros nuestras impresiones de FIFA 19, es decir, cuáles son las sensaciones que nos ha dejado el juego tras los primeros partidos.

Producer Tour de FIFA 19

De esa manera, podréis conocer cuáles son los aspectos en los que el juego ha cambiado, así como qué características positivas y negativas pudimos encontrar.

          Dynamic Tactics

La principal novedad jugable de FIFA 19, y la cual se puede ver tras los primeros minutos de juego, es la mejora en los movimientos colectivos del equipo, o sea, como se mueven, con y sin balón, los jugadores controlados por la CPU, algo que además podremos modificar con el remozado sistema de tácticas personalizadas.

En ediciones anteriores, eran muchas las veces en las que ajustábamos diversos parámetros a fin de que el equipo se moviera según el estilo de juego que más se ajustase a nosotros, pero que no siempre tenían reflejo en el campo, viendo grandes desajustes tácticos que podían truncar nuestra victoria. Sin embargo, eso ya no sucede en FIFA 19.

Ahora, vemos sobre el campo cómo los jugadores cumplen las órdenes, individuales y colectivas, que les indiquemos, facilitando el desarrollo de nuestro estilo de juego, así como dando la sensación de estar viendo un partido de verdad.

Por ejemplo, si queremos indicar a nuestros jugadores que hagan una presión intensa en campo rival para robar el balón pronto y lanzar ataques constantes, observaremos como cada vez que el rival tenga la pelota, hasta tres futbolistas de nuestro equipo irán a por él, mientras que los compañeros van achicando el resto de espacios para impedir que el contrario saque la pelota de manera cómoda. O, como una muestra más, podemos indicar a nuestro equipo que reduzca la distancia y juegue más por el centro, a fin de practicar un fútbol de posesión, facilitándose mucho así tocar la pelota gracias a las alternativas de pase que nos dan en todo momento.

Además, ajustar estas tácticas es muy sencillo, ya que se ha simplificado el menú de las tácticas personalizadas. Ya no aparecen los indicadores numéricos, sino que son barras, las cuales al ir moviendo, nos aparecen indicaciones para explicar cómo afectará a nuestro equipo cada uno de los ajustes.

Otro aspecto táctico interesante es poder decidir el número de jugadores que irán a rematar en jugadas a balón parado, pudiendo así ser más conservadores o arriesgados en función de las necesidades del partido. Y aunque no podamos elegir qué futbolistas en concreto han de ir arriba, sí que el juego establece, mediante algoritmos, cuáles son los más indicados.

En definitiva, tácticamente el juego ha dado un paso adelante sobresaliente, el cual hará las delicias de los amantes al fútbol real, en el cual, como sabréis, ha cobrado mucha importancia el trabajo del entrenador a la hora de organizar a sus jugadores en función del estilo de juego.

          Time Finishing

Una de las novedades de las que más se hablado sobre FIFA 19 es su nuevo sistema de disparo, el cual puede marcar la diferencia sobre todo de cara a competir en este juego.

Éste consiste en tener que pulsar dos veces al botón de disparo antes de que el jugador efectúe el golpeo, con el fin de obtener así una recompensa en forma de potencia y dirección extras para el tiro. Es decir, primero deberemos pulsar al botón para calcular la fuerza de golpeo y, después, pulsaremos otra vez justo antes de que el futbolista contacte con la pelota. Si lo hacemos en el momento justo, nuestro disparo será más efectivo, aumentando así nuestras opciones de marcar gol. Pero, si por el contrario, lo ejecutamos mal, marraremos una ocasión clara, ya que la pelota se irá lejos de la portería. Es, por tanto, un sistema muy inteligente de riesgo – recompensa.

Impresiones de FIFA 19

Dicho sistema, eso sí, no es obligatorio, pudiendo, como hasta ahora, pulsar una vez al botón para buscar el gol. Ahora bien, si queremos dar un extra a nuestras opciones de anotar gol, podemos utilizar este time finishing, el cual, ciertamente, es difícil de dominar al principio.

          Active Touch System

Otra de las innovaciones en cuanto a jugabilidad se refiere son los nuevos controles de primeras, movimientos que han ganado en efectividad y espectacularidad. Aunque, al menos en la versión que probamos, esto tiene una parte buena y otra mala.

Lo positivo, por un lado, es que si sabemos ejecutar el control adecuado, tendremos ventaja frente al rival, ya que podremos orientarnos mejor y sorprender al contrario saliendo hacia el lado que queramos con la pelota controlada. Además, entran en juego nuevas e impresionantes animaciones, con las que podremos controlar de espuela, con el pecho o la rodilla para bajar el balón de una manera muy vistosa.

Sin embargo, como he adelantado, encontramos un punto negativo en esto. Y es que casi cualquier jugador podía realizar estos controles de calidad, los cuales se ejecutan fácilmente con el joystick derecho. Esto es algo que le resta realismo, es decir, ver a Neymar realizando un control con el tacón es normal, pero no así observar como un defensor con poca técnica lo ejecuta casi con la misma eficacia. Eso sí, Sam Rivera, associate producer de EA Sports, asegura que esto es uno de los aspectos a corregir para la versión final del juego, por lo que es de esperar que dicho sistema de controles se acabe ajustando a determinados futbolistas.

          50/50 Battles

Otro de los aspectos destacados, y que más acercan al juego a la realidad, es la lucha por los balones divididos, tanto por parte de los jugadores que participan activamente en la jugada, como por los compañeros que se encuentran cerca.

Por ejemplo, en FIFA 18 veíamos como en balones divididos, uno de los jugadores solía eludir la entrada, es decir, no metía la pierna por lo que el balón se lo llevaba claramente el rival. Sin embargo, en FIFA 19 siempre se disputará la pelota, por lo que ahora ganará el lance quien llegue en mejor posición así como que ejerza más potencia en la entrada. Del mismo modo, ahora nuestros compañeros no se quedarán tan estáticos tras el rechace del balón, si no que acudirán a detener al rival que se ha llevado la pelota, o bien a recuperarla si ésta ha quedado suelta.

Asimismo, se ha mejorado la física de la pelota, al igual que las animaciones para este tipo de jugadas, por lo que el resultado será más realista en esta lucha por el balón.

           Champions League

Tal y como se anunció durante el EA Play que la compañía canadiense celebró el mes pasado, FIFA 19 contará con la licencia de la Champions League y la Europa League. Y, sinceramente, para los amantes de esta competición esto es un plus a favor del juego.

Visualmente se ha recreado a la perfección, siendo un disfrute escuchar la música de esta competición antes del partido, o ver cómo saltan los jugadores al campo desde el túnel de vestuarios.

Impresiones de FIFA 19

Además, podremos disfrutar de estas competiciones en diversos modos. Tendremos un modo exclusivo de este torneo, en el cual luchar por el título con cualquier club europeo presente en el juego. Del mismo modo, también estará recreado en el modo Carrera y en Ultimate Team.

Sé que a priori esta licencia puede resultar un aditivo sin importancia, pero hay que decir que le sienta de maravilla, ya que es un lujo poder contar con la competición de clubes más prestigiosa del mundo.

          Otras novedades jugables

Junto a los cambios anteriores que tendremos en el juego, veremos más novedades, menos significativas, sí, pero también reseñables.

Por un lado, llaman la atención los balones en largo, es decir, los pases que hemos de realizar a varios metros de distancia. Ahora, ya sea para hacer un cambio de banda, o buscar a un compañero que se está desmarcando, tenemos que ser más precisos en el golpeo, ya que no es tan fácil conectar de primeras. Del mismo modo, para poder ejecutar un buen pase largo, debemos orientarnos correctamente, a diferencia de FIFA 18 dónde incluso estando de espaldas podríamos dar un pase medido al compañero. Esto, claro está, le otorga más realismo, y a la vez premiará más la habilidad, ya que dejará de ser tan efectivo mandar balones arriba sin sentido en pos de conectar con un jugador veloz.

Otra innovación útil tendrá relación con el cambio de jugador. Mientras que hasta ahora vemos un marcador rojo encima del futbolista que estamos controlando, en FIFA 19 tendremos uno adicional de color gris, el cual nos indicará que si pulsamos L1/LB, para cambiar de jugador, dicho futbolista será el que pasaremos a controlar. De ese modo, estaremos más seguros cuando queramos ir cubriendo huecos en defensa, ya que no tendremos la duda de qué futbolista se seleccionará al pulsar dicho botón.

Igualmente, se ha introducido una opción para controlar manualmente al portero. Esto será de utilidad, por ejemplo, en los saques de esquina, ya podremos ubicar al guardameta en el lugar al que creamos que el rival vaya a centrar. O, del mismo modo, en los uno contra uno para cubrir más portería e impedir así el gol del rival.

          Apartado técnico

Gráficamente el juego no ha experimentado grandes cambios, siendo de hecho muy continuista en este sentido. Si cuenta, eso sí, con nuevas y mejoradas animaciones, que unido a los nuevos movimientos colectivos del equipo, nos permite disfrutar de una recreación más realista de un partido de fútbol.

En la versión de prueba en la que jugamos sólo se podía jugar de noche, y ahí, volvemos a ver el problema de la iluminación, la cual no está muy conseguida. Y, claro está, no pudimos comprobar si hay nuevos efectos en partidos de día.

          Valoración final

Obviamente, aún es pronto para saber qué tal será FIFA 19, ya que aún habrá cambios hasta la versión final. Sin embargo, con pocos partidos es fácil reconocer el salto de calidad del juego con respecto a su anterior versión.

FIFA 19 es un juego más completo a nivel jugable, con mmá opciones y con un resultado más realista, especialmente por la evolución táctica que vemos sobre el campo. Falta refinar algunos aspectos como el control al primer toque, así como pequeños bugs con los porteros, pero todo apunta a que FIFA 19 traerá muchas de las novedades que los usuarios demandaban y, por tanto, ha de ser un juego más redondo.

Si queréis conocer más novedades sobre el juego, estad atentos al blog, porque el 4 de agosto os hablaremos sobre las interesantes novedades de FUT 19, así como del innovador modo de juego que veremos en este título.

FIFAntastic

Autor: FIFAntastic

Compartir este artículo en

5 Comentarios

    • FIFAntastic

      Estará totalmente licenciada al igual que la Champions League y la Supercopa de Europa.

      Publicar una respuesta
  1. Habra alguna forma de aprender a jugar si partes de cero, para que las estadísticas del juego no me enfrenten con personas que me meten 10 a cero

    ???

    Publicar una respuesta
    • FIFAntastic

      Para aprender a jugar al principio lo ideal es el offline, para hacerte con los controles. Luego, aunque al principio pierdas mucho, hay que pasar al online, que donde de verdad te sueltas.

      Saludos 🙂

      Publicar una respuesta

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.